THOR, de Kenneth Brannagh‏

"Thor" se acerca bastante a ser una buena película. Hace un montón de cosas casi bien. El punto de partida de la versión Marvel del dios nórdico del trueno era que su padre Odin lo castigaba por su soberbia desterrándolo al reino de los mortales hasta que demostrara ser digno de su poder y aprendiera humildad. Este punto central está planteado con corrección en la película, pero no logra transmitir la emoción que debería. Pasa lo mismo con todo lo demás. Los diseños de vestuario de los dioses son buenos, pero las armaduras brillan demasiado y eso las hace parecer de juguete. Los efectos especiales son bastante buenos, pero nada impresionante entre tanta producción de super héroes. Asgard, la ciudad de los dioses, es majestuosa pero parece dehabitada y esteril. Heimdall es apropiadamente distante y grave, ¡pero es negro! ¡¿Pero cómo va a ser negro un dios nórdico?! ¡Por el amor de Odin! Y puedo seguir. Si el actor que hace de Loki es apropiadamente sutil en su interpretación del mentiroso hermanastro de Thor, cómo para compensar Natalie Portman parece no tomarse en serio su personaje. O a lo mejor es que el personaje era tan soso que ni Natalie podía salvarlo por mucho que se esforzase. El resto, pues cómo todo en esta película, no lo hacen mal, pero tampoco destacan.
Se puede alegar que este tipo de películas son sólo para entretener con una sucesión de escenas de acción espectaculares. ¿Tengo que decirlo? Los gigantes de hielo son una buena elección cómo enemigo de Thor, pero parecen todos un poco corta y pega y tal cómo está filmada la película la mitad del tiempo más que gigantes parecen sólo muy altos. El destructor, por su parte, hace honor a su nombre en cuanto a destrucción de la propiedad privada pero su puntería deja bastante que desear a la hora de darle a alguien y llega a parecer poco amenazante. Los tres guerreros y Sif, los amigos asgardianos de Thor siguen la misma tónica: están bien caracterizados peor tienen tan poco diálogo que podrían no haber salido en la película sin que pasara nada. Podrían haber suprimido a los tres guerreros y haberle dado a cambio un poco más de protagonismo a Sif y a tal vez su aparición no habría parecido tan superflua. También es casi un acierto la aparición de Ojo de Halcón cómo cameo de los Vengadores. La interacción entre distintos personajes del universo Marvel era uno de los puntos fuertes de sus cómics y se agradece el esfuerzo de hacer un guiño a los lectores y de entrelazar las actuales encarnaciones de Thor, Iron Man y el inminente "Capitán América" de cara a la futura película de los Vengadores. Sin embargo la aparición de Ojo de Halcón parece totalmente gratuita porque no es un personaje que tenga nada que ver con Thor.
No logro recordar haber oído siquiera la banda sonora, así que imagino que era tan poco sobresaliente cómo todo lo demás. 

Veredicto: 6 A pesar de no terminar de acertar en nada, a base de estar cerca de acertar en todo resulta correcta y entretenida.

Comentarios

Entradas populares de este blog

SAMURAI GOURMET (1ªTemporada)

70 TRUCOS PARA SACARLE BRILLO A TU NOVELA, de Gabriella Campbell

ROGUE ONE: Una historia de Star Wars